Inicio / Marketing Digital / ¿Como mejorar la velocidad de carga de una web?
La velocidad de carga en el SEO

¿Como mejorar la velocidad de carga de una web?

Hace un mes, en un artículo de este mismo blog, comprobamos que la velocidad de carga de una página web no era un factor determinante que Google tuviese en cuenta a la hora de establecer las posiciones en los resultados de búsqueda.

No obstante, sí era un elemento diferenciador y clave de cara al usuario, cuya experiencia podía verse muy mermada si el tiempo de carga habitual de una página supera los dos segundos, repercutiendo en el tráfico web de esta y, por ende, en su posicionamiento SEO. Por tanto, ¿cómo lograr satisfacer los requisitos de velocidad de carga que exige el cliente?

Comprimir es optimizar tu SEO

Uno de los primeros pasos a tener en cuenta es la compresión de los diferentes elementos que conforman la web para conseguir que pesen lo mínimo posible, y de este modo puedan ser cargados con más facilidad.

Usar una herramienta como Gzip puede ayudar a comprimir los códigos CSS, HTML o JavaScript que sustentan la página web. La oferta es amplia, y hay programas especializados en cada uno de los códigos: Minify, Minifer… Sobre todo conviene tratar aquellos con mayor peso, no supone mucho esfuerzo y es fácil de realizar. Además, es fundamental optimizar el código manualmente, cargando solo los recursos necesarios para la correcta ejecución de nuestras páginas.

El tamaño y resolución de las imágenes que pueblan una página web también afecta y mucho al tiempo de carga de la misma, con lo que conviene comprimirlas lo máximo posible sin perder calidad. Aplicaciones como Compressor.io o ImageOptim pueden servir para este fin. No obstante, hay muchas más cosas que pueden hacerse para optimizar una imagen de cara al SEO.

Con las imágenes hay que ser especialmente cuidadoso. ¿Qué sentido tiene cargar una imagen de, por ejemplo, 1000 X 500 px si luego la vamos a mostrar en un tamaño de 200 X 100 px? ¿No será más correcto guardar la imagen con el tamaño mínimo necesario? Por otra parte, hay muchas webs que emplean imágenes con muy alta resolución, maximizando el peso de las mismas hasta varios Mb. Entiendo que ciertas webs de fotografía o similares prefieran apostar por una máxima calidad visual en detrimento de la velocidad de carga, pero esto no tiene sentido alguno para la mayor parte de las webs.

Una web simple para todos

A pesar de que Internet es, en teoría, universalmente accesible, no lo es a la misma velocidad para todos. Si una página web está alojada en un país determinado, cuanto más lejana sea la localización de quien intenta acceder a ella, más lenta será su conexión.

Para tratar de paliar este fenómeno, existen herramientas como CloudFlare o MaxCDN, centradas en la creación de las CDN (“Content Distribution Network” en inglés). Las CDN permiten alojar una página web en servidores alrededor de todo el mundo, de modo que facilitan la accesibilidad globalmente (y, por ende, mejoran la velocidad de carga en aquellos lugares alejados del host inicial) además de descargar de tráfico el host principal.

En lo referente a la simplicidad, conviene traer de vuelta la máxima mencionada con anterioridad: hay que quedarse con lo imprescindible. Es recomendable evitar todos aquellos add-ons o plugins que pudieran ser irrelevantes, así como, a la hora de establecer una hoja de redireccionamientos, tratar de hacerlos lo más directos posibles, de modo que la navegación hasta la página final sea más fluida y veloz.

Además, hay otras muchas formas de ralentizar la navegación por una página web y entorpecer la experiencia del usuario. Abusar de los formularios, de los pasos para crear una sesión, o realizar una compra etc. Pueden lograr exasperar a los clientes hasta el punto de hacerles abandonar la web.

No importa si Google lo toma como un factor directamente relevante o no. Cuidar la velocidad de carga y el tiempo de respuesta de una página web repercutirá a corto plazo en el trato y la experiencia que se da a los clientes y, a largo plazo, a raíz de todo esto, en el posicionamiento SEO de la compañía. Por tanto, es un aspecto del diseño web que conviene cuidar, y mucho.

Resumen
Fecha Publicación
Artículo
La velocidad de carga y el SEO
Clasificación para el Autor
5

Acerca de Javier Lafuente

Apasionado por las nuevas tecnologías y las posibilidades que ofrecen los medios digitales como canal de comunicación.

Check Also

Los milennials y el futuro del SEO

Los millenials, presente y futuro del SEO

Durante los últimos años se ha venido utilizando con frecuencia el término “millenial” para referirse  …

One comment

  1. This is just the peecfrt answer for all of us

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *